La solidez de la internacionalización de la industria española mejora un 2,73% en 2020

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Mercado
Visualizaciones del artículo Leído  1295  veces
Tags del artículo

El Índice de Solidez de la Internacionalización (ISI) es un índice creado por amec en 2015 y que se actualiza cada año, tiene como objetivo recoger de forma sintética la fortaleza y la robustez de la internacionalización y observar la evolución de la misma

La solidez de la internacionalización de la industria española mejora un 2,73% en 2020

La solidez de la internacionalización de la economía española mejoró un 2,73% a lo largo de 2020. Así lo indica el Índice de Solidez de la Internacionalización (ISI), elaborado por amec, la asociación de las empresas industriales internacionalizadas, que evalúa un total de 19 indicadores. Este índice sitúa la solidez de la internacionalización en los 7,006 puntos sobre 10.

El aumento del indicador de inversión extranjera y en el exterior, el indicador de la cuota mundial de las exportaciones españolas y el indicador del valor unitario de las exportaciones son los principales factores que contribuyen positivamente sobre el Índice de Solidez de la Internacionalización.

Así, el Indicador de Inversión en el Exterior ha tenido una evolución muy positiva y ha incidido de forma determinante en el ISI, a consecuencia de que las empresas han tenido que invertir en dar un mejor servicio a los clientes internacionales en sus respectivos países, ante los problemas de movilidad internacional que ha provocado la pandemia, y que se ha traducido en también en la apertura de nuevas filiales. “Las empresas internacionalizadas han sabido actuar con rapidez y adaptarse a un entorno complicado”, ha explicado el Director General de amec, Joan Tristany. Ante las dificultades, han aplicado asimismo como estrategias la diversificación geográfica y la diversificación sectorial, cuyos índices inciden también de forma positiva.

Esta reacción es una muestra de la madurez de la internacionalización de la economía española. Además, “la cuota mundial de las exportaciones españolas refleja que España se ha consolidado como país exportador con la buena evolución que ha registrado el comercio exterior en los últimos años”, ha incidido Tristany. Ello implica una situación de mayor fortaleza de nuestra economía, puesto que en momentos de crisis como el actual, la industria y el sector exterior funcionan como elemento estabilizador. Es por ello que el Director General de amec ha subrayado la importancia de dar el máximo apoyo a la industria, que se encuentra en un momento clave de transformación, debido a la revolución tecnológica y los nuevos requerimientos a los que está haciendo frente. No obstante, en 2020 el Indicador de Inversión Pública ha retrocedido.

Pese a la leve mejora del Indicador en Intensidad Tecnológica respecto al año anterior, nos encontramos en un momento en el que este aspecto “debe potenciarse al máximo para no perder competitividad respecto a nuestros competidores”, debido a la gran revolución tecnológica que se ha desatado en todo el mundo, aún más galopante tras la pandemia.

Por el contrario, entre los indicadores que contribuyeron negativamente en el ISI 2020 se encuentran, además del de Inversión Pública, la caída en el indicador de las exportaciones, ante la paralización de la actividad a nivel global; así como el Indicador de Barreras, debido principalmente a la incapacidad de viajar.

El ISI, índice creado por amec en 2015 y que se actualiza cada año, tiene como objetivo recoger de forma sintética la fortaleza y la robustez de la internacionalización y observar la evolución de la misma. Anteriormente, la internacionalización se había medido de forma separada a partir de aspectos como el volumen de exportaciones, la diversificación de los destinos, el número de empresas exportadoras o el nivel tecnológico de las exportaciones. Pero faltaba una visión global, un índice sistémico. De esta forma, el ISI evalúa un total de 19 indicadores, como el número de empresas exportadoras regulares y de las implantadas en el exterior, la concentración empresarial y sectorial de las exportaciones, las pymes exportadoras, la variación de las exportaciones, el peso de éstas en el PIB, la cuota de las exportaciones mundiales, la inversión en el exterior y la inversión extranjera, la diversificación geográfica de las exportaciones y de la inversión, el nivel tecnológico de las exportaciones, la variación de precios de éstas, la participación en las cadenas de valor internacionales, los instrumentos financieros para la internacionalización, los establecimientos en el exterior, el presupuesto público para la internacionalización y las barreras a la exportación.